Secciones

Los cuatro aspectos a mejorar para Ariel Holan en el Club León

Con la Concachampions de por medio, Holan deberá trabajar en estos aspectos para competir en los dos torneos

Escrito en NOTICIAS el

El próximo sábado arrancará una nueva aventura en el Club León, con su visita a La Frontera para encarar su cotejo ante los Xolos de Tijuana y así dar inicio a un 2022 bastante cargado. 

La principal encomienda para la Fiera será, sin lugar a dudas, trascender internacionalmente en la Liga de Campeones de la CONCACAF, competencia donde, históricamente, han sido un rotundo fracaso. 

La exigencia será bastante para Ariel Holan, que puso la vara muy alta en Liga Mx con el subcampeonato en su primer torneo dirigido en México, por lo que el reto será aún más difícil con dos torneos en disputa. 

El cuadro esmeralda deberá de estar a la altura de las circunstancias y corregir algunos puntos que, en el pasado semestre, acarrearon hasta el último partido disputado. 

La regularidad en el Club León

Una de las cosas que más preocupó de los Verdes en el pasado torneo fue la regularidad, pues el equipo perdió puntos importantes en casa ante algunos rivales débiles como FC Juárez y Pumas, así como la inoperancia en circunstancias favorables, tal cual le pasó en el empate ante América, cuando jugaron con un jugador más por 25 minutos.

Será importante lograr la consistencia y regularidad en el equipo para no sufrir, sobre todo, ante equipos que en el papel, son la víctima; tal es el caso de la Concachampions, donde el Guastatoya, rival de León, parte como víctima en Octavos de Final.

 

León deberá trabajar en la regularidad.

La contundencia 

Si bien es cierto que Víctor Dávila pudo tapar las carencias al frente en la última parte del torneo, la falta de un "Nueve" natural en la escuadra esmeralda puede llegar afectar y mucho en el 2022 dentro del sistema de Ariel Holan. 

Fiel reflejo de la falta de contundencia fue el puesto número siete que ocuparon los Verdes en goles anotados, pues sólo anotaron 20 en fase regular; seis de diferencia con Tigres, el cuadro más goleador. 

Con los dos torneos en puerta y sin refuerzo ni tampoco un recambio, los esmeraldas pueden llegar a sufrir una vez más con la contundencia de la que tanto ha carecido en los últimos torneos.

Los cambios en el juego

Uno de los puntos más débiles del cuadro verdiblanco son los cambios realizados durante el juego, pues jugadores como Fernando Navarro, Emmanuel Gilgiotti y Santiago Ormeño, entre otros, no aportaron mucho como recambio la mayor parte del torneo, y aunque dos de los tres mencionados no están más en el equipo, será una obligación que los demás jugadores respondan como se debe.

Si bien mostraron algunos destellos, quedaron mucho a deber por la calidad futbolística que se les conoció a gran parte de los revulsivos esmeraldas. Con la doble competencia donde seguramente el técnico argentino se apegará mucho a la banca, será vital que los sustitutos estén a la altura del reto.

Jugadores como Santiago Ormeño deberán estar a la altura del reto y ganarse la titularidad.

Manejo de las ventajas

Durante todo el torneo, León sufrió con el manejo de la ventaja, ya que la mayoría de las veces, el sistema orillaba a recular un poco más de lo debido, dándole la oportunidad al rival de poder generar peligro y recortar distancias. 

Esta fue la principal razón por la cual el cuadro leonés perdió la final contra Atlas, pues la ventaja lograda en casa 3-2, no se plasmó en la Vuelta con una ofensiva totalmente perdida en el campo de juego. Fueron contadas las ocasiones de peligro ante los Rojinegros en Jalisco.

Ariel Holan en acción dirigiendo al cuadro esmeralda.

Con la serie más importante al arrancar el año futbolístico ante el Deportivo Guastatoya de Guatemala, será un aspecto importante a corregir en dos partidos donde la Fiera no se podrá confiar. 

¿Podrá León corregir y alejar, de una vez por todas, todos los fantasmas?